alexandr-deineka-muchacha-con-un-libro

El curioso impertinente,

El Curioso Impertinente es un cuentito intercalado por Cervantes en la primera parte del Quijote. Yo sólo robé el título. Me pareció sugerente y decidí utilizarlo de marca o lema para impartir Talleres de Lectura y de Escritura.

Lleva consigo dos intuiciones que considero fundamentales para aquel que quiera aventurarse por los mundos de la creación.

En primer lugar, yo diría que para leer y escribir, uno ha de estar dispuesto a asomarse a otros mundos. Una actitud generosa de descubrimiento…

Nada de esto sería posible sin curiosidad y un cierto descaro, un punto de audacia…

Ser capaz de expresarse, vencer miedos paralizantes.

¿Por qué no probar?

Llegados a este punto, con un poco de suerte ya tenemos a un bendito y curioso impertinente.